La miope cosmovisión del gobierno kirchnerista

Por Mabel Giovarruscio *

Después de la segunda guerra, aparece en el escenario mundial la llamada guerra fría que enfrentó a las potencias hegemónicas, Rusia y Estados Unidos cuya disputa era imponer sus respectivos proyectos políticos.
En consonancia con la primera, en América Latina operaba Cuba, preparando terroristas, cuyas organizaciones desataron el terror como modo de conquista violenta del poder en sus respectivos países. En el nuestro (Argentina) actuaron las FAR, MONTONEROS ERP etc., cuyos máximos dirigentes completaron allí su adoctrinamiento e instrucción estratégica y militar, en el país caribeño.
En Estados Unidos a su turno se inspiró y desarrolló la denominada “doctrina de la seguridad nacional”, que dirigía a los gobiernos principalmente latinoamericanos, buscaba al enemigo dentro de sus propias fronteras, aquellos justamente generados por la infiltración comunista.
El enfrentamiento en nuestro país fue inevitable, con secuelas de muertos, heridos y condenados por los delitos cometidos, etapa que parecía definitivamente cerrada por las leyes e indultos que favorecieron a ambas partes y que fueron declaradas constitucionales por la Corte Suprema Nacional.


No obstante que la guerra fría había acabado en 1989 con la caída del muro de Berlín y Cuba aparecía como un resabio solo testimonial de aquella disputa y languidecía con su pobreza frente a un mundo moderno, de políticas abiertas y progresistas; el gobierno de Néstor y Cristina, en una decisión política anacrónica, decidió resucitar aquella doctrina y castigar a uno de los bandos y en nombre de los derechos humanos, limitados, parcializados y utilizados políticamente como pretexto, que oculta una venganza de razones tan desconocidas como perversas en sus métodos.
Todo ello sostenido por una justicia que abdica de sus fallos anteriores hasta el punto de conculcar la propia Constitución, sostenido todo por una persistente y costosa propaganda oficial, que presenta como una “gesta” histórica la derrota de un enemigo creado por la mística de su propio relato y que después de 35 años no presenta ningún peligro criminal ni político.
Existe como consecuencia cerca de dos mil presos entre viejos militares, policías y civiles, mientras que sus oponentes históricos gozan de indemnizaciones, pensiones, empleos y otras prebendas, las que incluso se les niegan a las víctimas del terrorismo.
Hoy asistimos a un escenario, en el que aquellos países que integraron los bloques enfrentados mundialmente: Cuba y Estados Unidos, con la inestimable intervención del Papa Francisco, acuerdan sellar sus diferencias, con prescindencia de sus ideologías, para trabajar en obtener el bien común de sus pueblos con concordia y trabajo.
El Sumo Pontífice ha denunciado “la ruindad de las políticas que fracturan la unidad nacional y las posibilidades de concordia a través de la exacerbación de las diferencias”; específicamente en el discurso pronunciado ante la Asociación Internacional de Derecho Penal, se refirió, además, a la utilización espuria de ese poder del estado como venganza, denostando el populismo penal en una tendencia a construir deliberadamente enemigos  a partir de estereotipos que concentran en si mismo todas las características que la sociedad percibe o interpreta como amenazantes”.
Algunos políticos ya han percibido esta realidad, incluso denunciando algunas acciones corruptas que encubre, en cambio el gobierno nacional, persiste en sostener, en versión modificada, aquella vieja historia y a contramarcha proyecta una ley (que sabe inconstitucional) para cerrar la posibilidad de futura amnistía e indultos, demostrando una vez más ser la venganza y no la conciliación –que es la base de entendimiento en el mundo- su miope cosmovisión.

 * Integrante de “Familiares de Presos Políticos Mendoza”.



 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s